Momentos especiales a la luz de las luces


No hace falta una decoración ornamental, ni copas de cristal de Viena. Un momento especial lo construye principalmente la buena compañía, pero también un entorno entrañable como este. Sencillez y luminosidad, como la que aportan estas luces blancas permanentes y que tanto bien hacen. ¡Solo queda disfrutar!

Fuente: Siluetas Estados

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *